Las 12 uvas para la suerte

Todos buscamos la manera de tener fe de que el próximo año será mejor que el que pasa, que la suerte nos va a sonreír, que el amor llegará y que la estabilidad económica será parte de nuestro futuro.

De esa manera de pensar, nacen muchas de las tradiciones que siempre han rodeado las fiestas navideñas y de fin de año alrededor del mundo, la mayoría de ellas realizadas para llamar la prosperidad económica, el amor, felicidad, entre otras cosas.

Una de ellas que siempre ha destacado por celebrarse la media noche del 31 de diciembre, en el momento en el cual se recibe el año nuevo, es la tradición de comer 12 uvas; esta se realiza comiendo cada una exactamente con el sonido de las campanas que marcan el final e inicio de un nuevo año. Sin embargo, muchos quizás desconocen de donde proviene y la realizan con el único objetivo de saborear unas deliciosas uvas frescas.

La historia se remonta a muchos años atrás y según los historiadores llegó a América Latina desde España en donde la clase burguesa de ese país, imitando a la francesa, comenzó a celebrar Nochevieja comiendo uvas y tomando vino espumante. Tiempo después, fue adoptada por ciertos madrileños que iban a la Puerta del Sol para oír las campanas de la medianoche y, muy probablemente como burla, comer uvas al igual que la clase alta, lo que al final provocó que se propagara por muchas partes del mundo.

No estamos seguros si funciona comer las 12 uvas para tener un año próspero, lo que sí sabemos es que es una tradición, para aquellos que aman las uvas, muy deliciosa y más que nada, una excusa para disfrutar en familia y amigos de un momento de reflexión.
Y tú ¿ya compraste tus uvas para recibir este año nuevo?



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *